Tomarse un café en una taza hecha de cenizas funerarias

“Recoge la memoria de los seres queridos en tu vida diaria.” Este es el lema de la empresa Chronicle que transforma las cenizas funerarias en elementos de diseño para el hogar. Los diseños tienen por objeto ayudar a mantener los recuerdos de los seres queridos que ya no está. Según esta empresa, en vez de tener una urna funeraria o una fotografía del familiar fallecido, ellos ofrecen un elemento más interactivo para el recuerdo. Unas velas, unas joyas, un jarrón o una taza de cerámica son algunos de los objetos que diseñan a partir de las cenizas funerarias.

Esta empresa de Nuevo México (Estados Unidos) ha captado la atención de los medios de comunicación por su original propuesta. Todo comenzó cuando el abuelo del impulsor de la idea falleció. Quería transformar sus cenizas en algo que le inspirase y le mantuviese vivo el recuerdo. De ahí nació la empresa que actualmente está vendiendo sus diseños por Internet.

Tomarse un café en una taza hecha de cenizas funerarias

Una vez realizado el pedido, el proceso de creación de la cerámica se inicia con la recogida de las cenizas del difunto para luego ser molidas en un polvo. Una mezcla de esmalte con arcilla y otros materiales se fusionan con las cenizas para posteriormente calentar la cerámica a 1.300 grados centígrados.
Los precios de los diseños oscilan entre los 200 y los 700 euros. Lo más habitual es que los clientes soliciten usar las cenizas para usarlas en distintos objetos como velas, tazas y jarrones. El producto más popular es la vela. Realmente, los productos de esta empresa son todo menos convencionales, pero ha encontrado un nicho de mercado creando objetos funcionales para la vida diaria a partir de cenizas funerarias.




Comparte